LIMPIEZA DE HÍGADO PARA MEJORAR TU SALUD


El hígado es un órgano de vital importancia que trabaja para mantener nuestra salud y absorber todos los nutrientes que necesitamos para que nuestro organismo funcione correctamente. El hígado filtra la sangre, produce la bilis, metaboliza carbohidratos, lípidos y proteínas y desempeña un papel importante en el sistema inmunológico del cuerpo, entre más de 500 funciones. Sin embargo, la vida sedentaria, la mala alimentación y el estrés, hacen que nuestro hígado se sobrecargue de tareas y empiece a acumular toxinas y desechos, lo cual provoca otros problemas de salud físicos y emocionales que pueden desmejorar significativamente nuestra calidad de vida. Y por eso es tan importante mantenerlo limpio.

La limpieza de las arenillas o cálculos biliares alojados en el hígado consiste en la eliminación de esas toxinas y desechos que no han sido liberados y es recomendable para cualquier persona realizar alguna a lo largo del año, aunque no hayamos abusado de las grasas o del alcohol. El término “cálculos” no es el más apropiado, ya que se trata de bolas de grasa y colesterol, entre otros componentes, aunque normalmente se les llama así.

Existen bastantes métodos de limpieza para elegir y la gran mayoría son efectivos. También hay que entender, y esto es fundamental, que no existen las panaceas ni los suplementos milagrosos y que existen contraindicaciones que hay que tener en cuenta. Un buen estado de salud se consigue con unos hábitos y estilo de vida saludables física y emocionalmente, una buena alimentación y una buena eliminación de los desechos que se producen dentro del cuerpo. Las limpiezas de hígado son una ayuda para mantener esa salud.

LIMPIEZA HEPÁTICA DE ANDREAS MORITZ

Preparación

Podemos comenzar unas semanas antes ayudándonos de la fitoterapia para ir preparando al hígado. Existen preparados con plantas como el cardo mariano, la alcachofa, el diente de león, la cola de caballo, la cúrcuma o el boldo que nos pueden ayudar.

La limpieza nos llevará unas horas, aunque requiere de 5 días de preparación previa.

  • ¿Qué comemos?: durante la semana de preparación y limpieza no hay que tomar alimentos o bebidas frías, ya que enfrían el hígado y, de este modo, restan eficacia de la limpieza. Conviene que todos los alimentos o bebidas estén templados o a temperatura ambiente. A fin de ayudar al hígado a prepararse para la parte principal de la limpieza, conviene evitar los alimentos de origen animal, los lácteos, alcohol, el tabaco, los alimentos procesados, ricos en sal y los fritos, así como el café o el azúcar. También es recomendable evitar comer en exceso. Es mejor comer muchas veces y poca cantidad.
  • ¿Cuándo hacerla?: El mejor día para acabar la limpieza en el día de Luna Nueva. En la Luna llena el cuerpo suele retener más líquidos en el cerebro y en los tejidos que en otros días.
  • Precauciones: Durante esos días debemos evitar tomar medicamentos, suplementos y vitaminas que no sean estrictamente necesarios. Es importante no sobrecargar al hígado en esos días para que pueda realizar mejor la limpieza.La limpieza de hígado no está recomendada, sin embargo, si tienes cólicos, piedras en la vesícula, cirrosis, hepatitis y diabetes; y por supuesto, tampoco si estás embarazada o en periodo de lactancia o en niños menores de 12 años. Se recomienda realizar una limpieza renal antes de hacer la limpieza del hígado. En caso de tomar medicamentos se debe consultar al médico para saber si podría haber alguna interacción peligrosa.
  • Antes y después de realizar la limpieza hepática es preciso limpiar bien el colon: Una limpieza de colon el día anterior al día de la limpieza y después ayudará a limpiar y evitar que algunos restos se queden en tu intestino. Puedes acudir a un profesional a que te realice una hidroterapia de colon o puedes comprar una irrigación de colon en la farmacia y hacértelo tú mismo en casa.
  • Durante los 6 días: Beber, al menos, 1 litro de zumo de manzana diario (a ser posible con el estómago vacío, entre las comidas). El ácido málico de la manzana reblandece los cálculos biliares, haciendo que se eliminen sin molestias..
  • ¿Qué necesitaremos?
    • 6 litros de zumo de manzana: contiene ácido málico que reblandece los cálculos intrahepáticos y así facilitar su paso por los conductos hepáticos hacia el intestino.
    • Sales de Epsom (sulfato de magnesio): Ayudan a dilatar los conductos hepáticos y relajar el intestino para favorecer los movimientos intestinales.
    • Aceite de oliva virgen extra: Causa contracción de la vesícula y la creción de los depósitos y toxinas hacia el intestino.
    • Pomelos para hacer zumo o mezcla de limón y naranja: Ayuda a disminuir el sabor del aceite y estimula la secreción de bilis.
    • Lavativa o enema (recomendada).

EL SEXTO DÍA. EL DÍA DE LA LIMPIEZA DEL HÍGADO.

Está recomendado tomarse la tarde libre y la mañana del día siguiente para poder estar en casa y hacer mejor la limpieza.

Desayunaremos algo ligero, como fruta o cereales calientes. Durante la mañana continuaremos bebiendo el zumo de manzana. Comeremos vegetales cocidos o al vapor con arroz antes de las 14:00h. El objetivo es el de acumular toda la bilis posible en el hígado. Después de esa hora no se podrá comer ni beber nada excepto agua.

Es recomendable beber mucho agua durante todos los días, especialmente el último. Veinte minutos antes y después de las tomas de las sales no beberemos.

Es muy importante seguir el horario descrito para sacar mejor beneficio a la limpieza.

A las 18:00h

En una jarra con 600ml de agua, añadiremos 4 cucharadas soperas de sales de Epsom y dividimos su contenido en 4 vasos. A esta hora tomaremos el primer vaso. Las sales de Epsom dilatan los conductos biliares y son un poco laxantes, por lo que facilitarán la salida de los cálculos o arenillas.

A las 20:00h

Tomaremos el segundo vaso de sales de Epsom. Una hora más tarde, si no hemos ido al baño, haremos una lavativa o un enema de agua para mover los intestinos y limpiar el colon.

A las 21:45h

Se mezcla en una jarra con tapa 3/4 de vaso de zumo de pomelo exprimido y 1/2 de vaso de aceite de oliva virgen extra y se agita con fuerza hasta que se mezcle lo más posible. El aceite de oliva es lubricante y, junto con el pomelo, estimula la vesícula, para facilitar la expulsión de los cálculos o las arenillas.

A las 22:00h

Nos tomamos la mezcla de pie, junto a la cama y a continuación nos metemos en la cama. Estaremos tumbados boca arriba, un poco incorporados con una o dos almohadas, unos 20′ para que la mezcla vaya bajando hasta el estómago. Después, nos acostamos sobre el lado derecho y trataremos de no movernos demasiado y de dormir. Si durante la noche nos entran ganas de ir al baño, podremos ir.

Es importante dormirse a esa hora, ya que las ciclos circadianos de la vesícula biliar y del hígado corresponden de 23:00 a 1:00 y de 1:00 a 3:00 respectivamente y sus funciones de limpieza las realizarán mejor cuando estamos en reposo.

Es posible que durante la madrugada puedan aparecer nauseas. Esto se debe al movimiento de las toxinas y deshechos del hígado empujando la mezcla del aceite hasta el estómago. Las nauseas pasarán a medida que avance la mañana.

A las 6:00h

Tomaremos el tercer vaso de sales de Epsom para volver a dilatar los conductos biliares.

A las 8:00h

Tomaremos el último vaso de sales de Epsom. Hemos completado todos los pasos de la limpieza del hígado.

Y después…

Lo normal será que tengamos una ligera diarrea producida por las sales y que necesitemos ir varias veces al baño a lo largo del día con la consiguiente eliminación de cálculos de varios tamaños y colores, aunque suelen ser verdes.

Es recomendable realizar otra limpieza de colon cuando ya no saques más cálculos para que el intestino quede bien limpio.

Sobre las 10 de la mañana podremos tomar algún zumo de fruta e ir tomando frutas sólidas a lo largo de la mañana y poco a poco. Los días posteriores mantendremos una dieta ligera.

Normalmente se suelen necesitas varias sesiones, con intervalos de entre 1 y 6 meses entre limpieza y limpieza para eliminar la mayor parte de cálculos, aunque cada caso es diferente y requiere un número distinto dependiendo del grado de toxicidad que tenga.

El cuerpo va a pasar por un proceso de re-equilibrio durante la limpieza y esto puede crear respuestas y sensaciones físicas. Esto se llama “crisis de curación” y es un proceso natural. Es el esfuerzo de los órganos para volverse fuertes otra vez. Estos síntomas son temporales y vas a disminuir mientras el cuerpo mejora y aumenta su capacidad de eliminar toxinas. Dejaremos pasar estos síntomas de forma natural, ya que si tomáramos medicamentos estaríamos bloqueando el proceso de limpieza del hígado.

 

Son

Mi nombre es Sonsoles y soy profesional de las técnicas alternativas y de la salud. Mi camino en esta profesión comienza en 2004 cuando, a través de un curso de PNL, emprendo el maravilloso camino del "turismo de interior" que me llevó a profundizar en mi y a (re)conocerme, replanteándome mi forma de vivir, valores y prioridades. Gracias a esto comencé mis estudios de acupuntura y quiromasaje y descubrí lo que hoy es mi pasión y forma de vida. A lo largo de este camino he tenido la gran suerte de trabajar con grandes deportistas profesionales y gracias a todo ellos, y a muchos más, he adquirido una amplia experiencia en quiromasaje deportivo y acupuntura orientada al deporte. Actualmente compagino mi trabajo como profesional de la salud en Gran Canaria con la impartición de clases de técnicas naturales, lo cual es una gran suerte ya que, gracias a mis alumnos, continúo aprendiendo día a día. Creo que es la vida misma la que me da los mejores recursos a través de las situaciones que se me presentan y las personas que encuentro en mi camino, de las que aprendo tanto y me permiten poner la teoría en la práctica. Las llamadas medicinas alternativas y complementarias son prácticas que actualmente no están consideradas como parte integral de la medicina convencional ortodoxa. La lista de estas prácticas cambia constantemente puesto que las que demuestran ser seguras y efectivas van siendo progresivamente aceptadas por la medicina ortodoxa. Por otro lado, algunas terapias complementarias utilizadas conjuntamente con tratamientos ortodoxos y bajo supervisión y control médico pueden tener efectos beneficiosos para aliviar síntomas, paliar efectos secundarios de los tratamientos y mejorar la calidad de vida de los enfermos. Las técnicas y/o métodos naturales no son una alternativa o un sustituto de la ciencia médica y por eso siempre apostamos por la medicina integrativa. Este blog tiene como propósito compartir y dar a conocer distintas técnicas y/o métodos naturales para integrar cuerpo, mente y espíritu y así prevenir enfermedades y preservar la salud. <3

También te puede encantar...

LEAVE A COMMENT

Algo sobre mi:

Sonsoles Sebastián

Sonsoles Sebastián

Acupuntura y moxibustión. Quiromasaje deportivo y funcional. Osteopatía. Shiatsu. Reflexología podal, abdominal y auricular. Drenaje linfático manual. Ventosas. Docente. Gran Canaria.

¡Sígueme!

Puedes seguirme en las redes sociales:

Design by:

Design by: